Intento ser como el tejón de "El viento entre los sauces", símbolo del sentido común, el coraje y la determinación, sabio ermitaño, leal con sus amigos, amante del buen tiempo y de los rayos del sol, y busco el equilibrio entre lo que yace bajo la tierra y lo que descansa sobre ella.

Intento ser como el tejón de "El viento entre los sauces",simbolo del sentido común,el coraje y la

18/6/10

SANTAYANA DE SOBA



Es Santayana de Soba, un pueblo de apenas cuarenta habitantes, que se encuentra entre árboles escondido, en uno más de tantos parajes y rincones de Cantabria.
La culpa de que os hable hoy de el la tiene Diana, que me dejó ya hace mucho tiempo un comentario en el blog y desde entonces no he echado yo en el olvido pasarme por allí para visitar a Joaquín Sainz de Rozas y su museo.

Es Joaquín un hombre afable, de agradable conversación que recibe amablemente y con mucha paciencia a todo aquel que que llame a su puerta y le pida que le enseñe el museo que ha ido creando durante muchos años.
Nada más traspasar la puerta de lo que fue el antiguo bar del pueblo que todavía hoy sigue abriendo para dar, el que dice es el vino blanco más rico de Cantabria, el visitante tiene una sensacion como si estuviera haciendo un viaje en el tiempo.

Un viaje al pasado que estoy convencido que a muchos gustaría hacer, acompañados de Joaquín y su mujer que es la que limpia todo, " hasta donde llego con los brazos".
Viajar en el tiempo escuchando los discos de pizarra en la vieja gramola que Joaquín pone en marcha sin pedírselo, y comparte con nosotros el escalofrío que nos recorre el cuerpo al oír el registro de una voz de hace más de cien años. Tantos como los rabeles que cuelgan del techo.

Suenan pausadamente las campanadas de los relojes y nos sacan de una especie de letargo en la que nos encontrábamos, escuchando el ruido que hace el paso de la aguja por el surco del disco de pizarra.



¡Como pasan los años! Casi no nos hemos dado ni cuenta y ya estamos en la época de la radio.


De nuevo retrocedemos y nos encontramos envueltos en los hilos de una rueca, rodeados de vasijas de barro donde se metía la matanza en manteca y de unos odres de madera donde se batía la leche para hacer la mantequilla.

Pero donde más a gusto se encuentra Joaquín es llevándonos hasta este arcón lleno de libros que cuidadosamente va sacando y mostrándonos. Ganas dan sumergirse en él y dejarse impregnar del olor rancio del papel y las tapas de cuero y vivir cada una de las historias que en ellos se cuentan.





Y sigue empeñado en hacernos viajar y hace que le acompañemos a la bodega para que probemos el vino blanco y la mistela, está tan bueno que pensamos no abusar no vaya a ser que despeguemos de la tierra y comencemos a volar.
Para acompañar el vino nos saca un queso hecho por el mismo con la leche de sus ovejas y hemos de darle la razón cuando nos dice que "este queso es mejor que ese tan famoso de Navarra".

Como no podía ser de otra manera, volvimos para casa con una botellita de blanco de la mejor "solera" que me dejó al precio del más corriente y un quesuco de oveja.
Dimos palabra de volver este verano pues quedarón muchas cosas por hablar.

32 comentarios:

  1. Como no se os va a quedar cosas por hablar si no parasteis de comer y beber anda queee.
    Bromas a parte , cuanta historia recogida por este buen mozo, el señor Joaquin y su mujer y que organizado y limpio tiene ese Museo tan personal. Me encantó.

    Un abrazo tejon

    ResponderEliminar
  2. ¿Que se puede decir? Las imágenes y tu relato lo dicen todo. Uno solo puede exclamar, ¡genial!

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. ¡Sí, genial! Es una maravilla, ya no los objetos, si no el hecho mismo de su existencia. Por aquí tenemos al gran Argimiro Crespo, en Codesal, que aguanta como un campeón. En San Ciprián de Hermisende había uno, maravilloso, de máquinas de coser. Su artífice falleció hace poco y el ayuntamiento está tratando de mantener el museo en marcha, aunque temo que ya no será igual.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. No es el Prado, pero estos museos tiene mas historia ,nos enseña la gran cantidad de útiles empleados en esos casi prehistóricos tiempos, llenos todos de grandes sacrificios,

    Es retroceder a un tiempo de una magnitud y un cariño muy encomiable para este señor Joaquín.

    Gracias por dejarnos que conozcamos todas esta riquezas.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  5. Que lugar tan increíble y que hombre tan entrañable. La foto donde aparecen todas las colleras y los cencerros colgados me llevó de vuelta a mi casa :)

    Cuando vuelvas este verano cuéntanoslo también Tejón.
    Gracias.

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Se me duplicó el comentario...el japonés que vive dendro del ordenador me tiene manía. Ayer no me lo dejó grabado y hoy me copia dos... grrrr

    Por eso he borrado uno, Tejón. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Me encantan esos objetos que guardan el paso del tiempo y de las manos por ellos, testigos de otros momentos y de otras maneras de vivir. Y me encanta el amor de esta pareja por ellos. Bonita entrada, Tejón

    ResponderEliminar
  9. Sitio que queda apuntado en pendientes,¡que maravilla! y con vino y todo,jajaja.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  10. Me apunto la visita, Tejón, seguro que merece mucho la pena conocer no sólo el museo, sino también a Joaquín y a su señora. Qué envidia!!! Por un instante, me he acordado mucho también de Piedad Isla. Abrazo fuerte, también para Mila. ;-)

    ResponderEliminar
  11. Arena, si pruebas la mistela se te desata la lengua, jejeje
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Las imagenes no reflejan todo lo que hay allí Fermín.
    Un abrazo paisano.

    ResponderEliminar
  13. En todos los pueblos existen personas como Joaquin Xibeliuss,que dedican su vida por conservar un patrimonio de todos y que ahora con el paso de los años viven con la desazón y la intranquilidad de pensar en lo que se hará con todo ese trabajo de años y las instituciones ya sabemos que no estan por la labor.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Y tanto que tienen historia José, tanta que el señor Joaquin tiene que abrir las puertas y sus archivos a universitarios que van allí a documentarse.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  15. Almalaire, nos deleitó hasta con los cencerros pues los hizo sonar uno por uno y aquello parecía una sinfonia de verdad.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Pareja más agradable es dificil encontrar Isabel, pasamos una buena tarde y no nos dejaban marchar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Pues nada Fosi, si algun día te decides ya sabes donde me tienes.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  18. Esperando quedo Carzum, tu le sacarías buen partido a la visita.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. y que viva don Joaquin ¡ ¡ ¡
    yo me quedo en la biblioteca y paso por la bodega, que buen rato haz pasado tejon¡¡
    te abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  20. Gracias abuela, si que pasé un buen rato.

    ResponderEliminar
  21. Estimado amigo virtual cuan razón lleváis vos señor cuando decís que si el tiempo es bueno paseareis por esa hermosa playa con sus finas arenas.
    Pero por algo me dieron el premio al perfecto imperfecto, para crear dudas perfectas.
    Tengo que hacerme notar, y como mejor, pues haciéndolo unas veces bien y otras mal.
    Un saludo amigo Tejón.

    P/D. por si os interesa termina de nacer un libro escrito por un cántabro,el libro se llama Eleven creo que se pasará un buen rato con su lectura.

    ResponderEliminar
  22. Y allí están bien conservaditas las palas que hizo mi bisabuelo :)

    Un museo impresionante!

    ResponderEliminar
  23. Pues le hablé al señor Joaquín de ti y no cayó quien eras Diana.

    ResponderEliminar
  24. De la familia Arnaíz igual le sonaba más ;)

    ResponderEliminar
  25. miguel perez rivero30 de octubre de 2011, 8:29

    GRACIAS TEJON POR TU NARRACION , EN ESES MUSEO DEBE DE HABER INFINIDADS DE ARTICULOS DE MUS ANCESTROS, YA QUE MI BISABUELOS MANUEL PEREZ DE SOTO Y BERNARDA GARCIA GUTIERREZ DEL VALLE VIVIERON AHI EN UNA CASA QUE VIENDO MIS ARCHIVOS Y EL GOOGLE EARTH ACTIALMENDE DICE SOBA DENDE NACE EL ARCOIRIS, SIN EMBARGO NO SE QUE FUE DE LOS PARIENTES, ALGO ME SUENA DEL APELLIDO DE DIANA QUE DESCIENDA DE UNA HERMANA DE MI ABUELO, MATILDE PEREZ DE GUTIERREZ , ESTO ES MAS DE 100 AÑOS, ME GUSTARIA SABER DONDE INVESTIGAR LA GENEALOGIA DE MI FAMILIA DE SOBA. perezrivero2000@yahoo.es

    ResponderEliminar
  26. miguel perez rivero30 de octubre de 2011, 8:36

    POR CIERTO TEJON, TENGO ALGUNAS FOTOS SERAN 2 O 3 DE SANTAYANA a PRINCIPIOS DEL SIGLO XX EN DONDE SE VE LA MARAVILLA DE ESTE VALLE DE SOBA, CONTACTAME PARA QUE TE LAS COMPARTA. perezrivero2000@yahoo.es Diana si ves el mensaje u laguna otra persona interesada en genealogia etc...me interesaria intercambiar informacion familiar, un abrazo. yo vivo en la ciudad de Mexico.

    ResponderEliminar
  27. Desde chile voy especialmente a su museo en septiembre saludos Maria ELiana Zenteno Rozas

    ResponderEliminar
  28. Rescataste del olvido la belleza y, alguien, desde Chile, vino a recrearse en ella. ¡Y lo antiguo se hace nuevo gracias a Internet, a lo moderno! Un abrazo, tejón.

    ResponderEliminar
  29. Ha sido un verdadero placer, el recrearme en esta Entrada.

    Gracias Tejón.

    manolo

    ResponderEliminar
  30. Gran cantidad de objetos ha coleccionado a lo largo de los tiempos, mi vista no ha podido remediar fijarse de una manera especial en el violín, también yo guardo uno en casa en el que mi padre estuvo tocando largos años de su existencia.

    Un beso.

    http://ventanadefoto.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  31. Y yo sin conocer este bar, ahí Dios mio cuanto me queda, preciosa entrada Jesus, nunca esta demás enseñar las entradas antiguas, buena idea.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  32. Me ha gustado pasar por aquí...cuantos recuerdo me ha traido esa entrada.
    Maria Eliana disfrutará en este museo:))
    Un beso.

    ResponderEliminar