Intento ser como el tejón de "El viento entre los sauces", símbolo del sentido común, el coraje y la determinación, sabio ermitaño, leal con sus amigos, amante del buen tiempo y de los rayos del sol, y busco el equilibrio entre lo que yace bajo la tierra y lo que descansa sobre ella.

Intento ser como el tejón de "El viento entre los sauces",simbolo del sentido común,el coraje y la

3/5/11

PUERTO DE SAN GLORIO




Segundo intento. El año pasado la niebla nos hizo bajarnos a mitad del puerto y hacer una ruta alternativa. Este año el tiempo no está mejor pero nos arriesgamos y aquí estamos, a 1600 metros de altitud con niebla y nubes amenazantes, hoy me parece que no vemos el sol,fosi.



Si miramos para Cantabria vemos como se elevan las nubes desde el fondo del valle de Liebana, y por la cara de León los picos llevan la boina puesta.





De frente tenemos el Pico Robadorio también cubierto de nubes, apenas nos bajamos del autobús y nos encaramos con él, tenemos por delante un duro ascenso continuado de 700 metros aproximadamente, la ruta está señalada con una dificultad alta y por una vez creo que no nos han engañado.

El poco rato que las nubes dejan pasar al sol nos permite ver el fondo del valle y los pastos de Llanave de la Reina y algunos neveros.

La ascensión continua siendo dura y pasamos por terrenos angostos y con mucha piedra suelta, la niebla por momentos se va espesando para convertirse en lluvia y tenemos que sacar de las mochilas capotes y paraguas.



Hemos comenzado a andar a las once y media de la mañana y en poco más de hora y media hemos alcanzado la cota más alta del recorrido, estamos a 2.222 metros de altitud. Desde aquí se suponía que disfrutaríamos de unas maravillosas vistas de Liebana, solo vemos nieve y niebla.

Los más rezagados van llegando espaciadamente a la cima pasando por encima de lo que según algunos investigadores pueden ser los restos de una fortificación defensiva de hace más de 2.000 años durante la ocupación romana y la lucha con las tribus cántabras. Hallazgos recientes pendientes de investigación así lo parecen confirmar.
También quedan vestigios de la guerra civil que demuestran el interés estrategico de el lugar.

Después de hacer cima, comienza el descenso hacia el collado, continua lloviendo y las manos se me han quedado frías como la nieve, casi no atino a disparar para sacar las fotografías.

Llueve cada vez con más fuerza, (ampliando la foto lo podéis ver) y pasamos por encima de los neveros.



La aparición ante nuestros ojos de los pastos de Riofrio compensa las dificultades que hemos pasado hasta llegar aquí, ha parado de llover, parece que hemos encontrado un trozo del paraíso, seva.

Peña Prieta que antes se nos mostraba tímida entre las nubes aparece majestuosa como queriéndonos invitar a subir a su cima, total solo son 300 metros más de altura pero habrá que dejarlo para otro día.

En el refugio no cabemos todos a la hora de comer y cada uno se apaña como puede, el botellín de vino y el bocadillo me quitan el frío de las manos.


Nos espera un vertiginoso descenso de 1500 metros de desnivel, por una pista que nos adentrará en un espeso bosque de hayas y robles.El año pasado se vio al oso por estos parajes, hoy con lo que llueve no creo que salga de la osera.

Seguimos pescando la niebla casi con las manos,ñOCO.


En el fondo del barranco y escondido entre los árboles se oye el río vimos nacer en la falda de Peña Prieta.

Tirando de "zoom" parece que ya está más cerca el pueblo de Ledantes.

El invierno ha sido duro pero aún queda leña.

El día ocho, si alguno se ánima podéis subir por una buena causa. En este lugar privilegiado quieren hacer una estación de invierno, mejor sería si hicieran una de tren.



24 comentarios:

  1. Preciosa entrada, estuve el domingo en San Glorio y menudo tiempo, al menos hicimos cumbre en el Coriscao pero nada de vistas de Picos ni de los valles, todo niebla y más niebla y agua. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Dan ganas de ir y quedarte. Yo anduve pro allí hace ya varios años. Cada año me digo que tengo que regresar. Este blog es una manera de hacerlo, y muy grata (y descansada)
    Yo tuve la gran suerte, gran, gran suerte, de que el tiempo acompañará y sólo hubo un día de niebla.
    ¡Voy repasar las fotos!.

    ResponderEliminar
  3. Buena marcha, bonitas vistas y paisajes. Son montañas impresionantes.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Me ha encantado la foto de la leñera, qué bien colocada está la leña.

    Besucos

    ResponderEliminar
  5. Jjejeje Tejón, me parece que el oso fue más listo que vosotros esta vez ¡vaya tiempecito!
    La parición de esa pradería despues de los neveros tuvo que ser impresionante.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  6. espectaculares los viajes que haces, el clima no parece haber acompañado pero igualmente me encanta.

    Un saludin :)

    ResponderEliminar
  7. Seguro que todos en el autobus irian diciendo:no os preocupeis que viene Tejon con nosotros y esto levanta en un rato,jajaja.Una pena las vistas pero los prados estan preciosos.Como hagan la estacion ni prados ni vistas ni ostias.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Una caminata dura con esa niebla y lluvia pero de las que dejan buenos recuerdos. Lugares de una belleza sobrecogedora y duros.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

  9. · Buenos parajes esos. Hacia el Coriscao o hacia Peña Prieta, da igual. Tendría que volver...
    Gracias por ese guiño a la niebla. La niebla siempre embellece el paisaje, aún a costa de no dejarlo ver. Claro, desde las alturas es una faena, llegar y no ver nada causa frustración.
    Ánimo y a seguir pateando, que yo estuve el otro día en el Porracolina.

    oye... ¿por que no pones un pequeño plano de las salidas que hacéis? A la gente le gustaría.

    · Saludos

    CR & LMA
    ________________________________
    ·

    ResponderEliminar
  10. :(

    Al menos en la parte de Riaño la gente está como loca por que se apruebe el proyecto de la estación de esquí...son las consecuencias de tanto abandono ¿Qué coño estamos haciendo para que toda una comarca esté esperando como agua de mayo la destrucción de lo único que le queda?

    Le tengo mucho cariño a ese puerto, Tejón, cuando era muy pequeña mi padre iba siempre en primavera a vender las setas que cogía durante la semana al mercado de Potes de los lunes...a veces me llevaba con él y para que no le diera el coñazo me compraba todo lo que quería :D

    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
  11. Agradable coincidencia,Carlos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Piragata, la ruta a pesar del mal tiempo me dejó buen recuerdo.
    Un saludo y vuelve siempre que quieras.

    ResponderEliminar
  13. Gracias Valverde por pasar y comentar.
    Esas montañas corren serio peligro, la estupidez humana parece empeñada en destrozarlas.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  14. No pude resistirme y pasar sin fotografiar la leñera,Anjanuca.
    Si encima te gustó a ti más me alegro de haberla subido.
    Un besuco.

    ResponderEliminar
  15. Nos quedó por ver los pastos de Pineda que tambien creo que son muy bonitos, para otra vez,Xibeliuss.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Muerte roja, el clima es el que es y si no fuera así no disfrutaríamos de esos verdes.
    Un saludo y gracias por pasar.

    ResponderEliminar
  17. jejeje,nada más empezar a llover me acordé de ti, fosi, no hizo para pantalones cortos pero todo llegará.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. De verdad que me dejó buen recuerdo,Lito. De vez en cuando conviene poner a prueba nuestra capacidad de sacrificio.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. El Porracolina lo tengo bien pateado ñOCO. me gustó mucho la entrada que has hecho en el La mirada ausente.
    Más de una vez he pensado en poner un plano de las marchas pero mis medios y conocimientos son bastante limitados. Lo intentaré.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Que quieres que te diga,Alma, a los de Riaño igual hay que entenderles un poco pues despues de la putada que hicieron con el embalse los recursos que prometierón no llegaron, la ganaderia de montaña está como está,y el turismo no da para todos.
    La estación no creo que sea la solución y menos ahora con la dichosa crisis que no hay un duro para nada.
    Que ricas las setas de primavera, ayer ha subido mi cuñado a por ellas, si cogi alguna probaré.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Buen reportaje Tejon que nos hace sentir desde casa como que estamos en plena aventura recorriendo esas hermosas vistas, un fuerte abrazo desde Reinosa compa.

    ResponderEliminar
  22. Desde casa es más comodo, jejeje
    Un abrazo,seva.

    ResponderEliminar
  23. Tejon, el oso fue mas inteligente, se quedo en la osera, haciéndose el oso.
    que hermoso lugar, creo que Fosi anduvo visitando una fortaleza con paredes de tres metros de grosor
    me ha dado frío, aqui ya se anuncia el invierno, saludos amigo mio

    ResponderEliminar
  24. No quiso prestarnos su piel el oso,abuela,jejeje.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar