Intento ser como el tejón de "El viento entre los sauces", símbolo del sentido común, el coraje y la determinación, sabio ermitaño, leal con sus amigos, amante del buen tiempo y de los rayos del sol, y busco el equilibrio entre lo que yace bajo la tierra y lo que descansa sobre ella.

Intento ser como el tejón de "El viento entre los sauces",simbolo del sentido común,el coraje y la

28/2/09

LAS MARZAS





A cantar las marzas


vienen los del pueblo


como las cantaban


sus padres y abuelos.



Ni es descortesía


ni es desobediencia


en casa de nobles


cantar sin licencia;


si esta nos conceden


cantar cantaremos


con mucha prudencia


las marzas diremos.




Escuchen y atiendan


nobles caballeros


oirán las marzas


compuestas de nuevo


que a cantarlas vienen


los lindos marceros....




....Adiós hasta el otro año


hasta el año venidero


que si Dios nos da salud


A cantarlas volveremos.


Las noches del ultimo día de Febrero y el primero de Marzo se cantan "las marzas", una tradición que estuvo a punto de desaparecer pero que gracias a la voluntad y el empeño de mucha gente se han recuperado y esta noche serán numerosos los pueblos de Cantabria donde se escuchen cantar las rondas de mozas y mozos.

En mi pueblo gracias a la Asociación Cultural se recuperaron hace veinte años, y esta noche un año más llamaran a nuestra puerta y dirán como es costumbre: ¿Dan marzas?,¿cantamos o rezamos?.
Siempre se pregunta por si hubiera luto en el hogar, en vez de cantar se reza una oración y si no, se canta y se da la bienvenida a la primavera.

Tradicionalmente al termino del canto por las casas y aldeas los dueños obsequiaban a los marzantes con productos de la matanza ya sean chorizos, morcillas y otras viandas.Esto se ha perdido un poco y hoy lo que se hace es pasar la "boina" y recoger uno eurillos para celebrarlo compartiendo una buena cena.



6 comentarios:

  1. Bonita tradición, que, por suerte, habeis logrado recuperar ¡enhorabuena!.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Hizo muy buena noche para recorrer los pueblos y cantar las marzas, y en las localidades con mayor numero de habitantes como Reinosa,Maliaño Torrelavega... se llenaron las plazas de gente para oir a los marceros.

    Un abrazo María.

    ResponderEliminar
  3. Creo que es una tradición decadente, me da la impresión que la gente pasa soberanamente de marzas y marzantes, al menos en el pueblo de Polanco. ¿Qué sentido tienen las marzas hoy? ¡¡¡Paparruchas!!!

    ResponderEliminar
  4. Hay tantas cosas y tantos valores en decadencia.
    ¿El sentido de las Marzas?:a mi me traen recuerdos de mi infancia y de personas que ya no estan,con eso me conformo y con valorar lo que hace cualquier persona con ilusion.
    Un saludo, Anónimo

    ResponderEliminar
  5. Estoy de acuerdo con Tejón, algo nuestro y ancestral como las marzas, debe conservarse. Despues de un duro invierno es lógico que se ensalce el advenimiento del buen tiempo; la primavera como el renacer de la naturaleza. Esa alegria se comparte con los vecinos a través del saludo y canto marcero en ronda.
    Es una tradición noble que no veo porqué ha de desaparecer, al contrario, creo que hay que estimularla y recibir bien a los marceros que van de puerta en puerta. Además son de esas pequeñas cosas que nos vinculan a costumbres de nuestros antepasados. ¡¡¡VIVAN LAS MARZAS!!!

    ResponderEliminar